Un montón de tubazos en las bajas francesas, de algunos sales y otros te escachan, pero no sin antes haber navegado un rato por la Green Room.

Share This