Y si hablamos de ellas, hablamos de Mavericks. Vale, vale, podemos hablar de Nazaret, de La Galea y de muchas otras, pero Mavericks es Mavericks, y sobre esta ola se han hecho hasta películas. Recordamos “Persiguiendo Mavericks”, cuando un desparecido Moriarty miraba a escondidas a  Frosty Hesson, quien le enseñaría lo poderosa que puede llegar a ser, y como domarla.

Share This