El deportista canario formado en las escuelas de Las Palmas de Gran Canaria,  es ya una de las grandes promesas del surf internacional.

 La promesa Luis se ha hecho realidad con el paso de los años y tiene un potentísimo surf que refleja tanto en olas pequeñas como en grandes y poderosas como El Quemao.

Debajo de esa sonrisa pícara y juvenil se esconde una bestia del surfing. Su sueño es poder vivir del surf y surfear con Julian Wilson. El canario, para orgullo nuestro, es hoy en día, un diamante en bruto.

Espectacular y poderoso su surfing. Ha crecido como persona y como surfer, no tiene miedo a nada.

Vean el vídeo y digan, si no es una maravilla verle surfear en Canarias y en cualquier ola del mundo.

Share This