Francisco Saenz, surfer, instructor y ¿político?

Francisco Saenz, surfer, instructor y ¿político?

MAYO, 2019

Entrevista: Miguel Gomá

Edición y grabación: Ylenia Ruisoto

Fran vive en el pueblo más famoso de Europa, si hablamos del Surf. En La Santa, todos le conocen por Franito.

Nos desplazamos a la isla vecina, a conocer a la persona que hay detrás del famoso surfer pero también al político que acaba de nacer dentro de él.

En el porche de su casa, con una mirada profunda que guarda cientos de batallas, y con una sonrisa que bien podría ser un anuncio de una marca de dentífrico, Franito nos acoge, con una niña en brazos y dos perros que salen ladrando a saludarnos. 

 

¿Cuánto años llevas en el surfing?

Empecé con 8 años, tengo 43, calcula. 35 me parece, pues a lo tonto unos cuantos ya.

¿Por qué te llaman Franito?

Porque tardé en desarrollarme, en el instituto era un canijo y creo que hasta los 24 o 25 años siempre me pedían el carnet en las discotecas.

No me salía bigote, no tenía pelo en pecho, también creo que tiene que ver con la piel de mi madre, la verdad que tenía una cara de niñato hasta los 25 o 28 años y luego tardé en desarrollarme y porque supongo que Franito porque era menudito.

Recuerdo un EPSA que se hizo en Fuerteventura ¿te acuerdas, el que hizo Matador? que quedastes en muy buena posición, llegaste a semis. ¿Qué te ha dado el surfing profesional

Hablando de ese campeonato tengo un muy buen recuerdo, un EPSA con muy buenas olas, con surfistas muy buenos, Micky Picon, Patrick Beven, algunos surfistas que subieron al top.

Y hubieron muy buenas olas, buenos tubos, la ola del Hierro de izquierda hice algún tubo. Fue un año que tuve una muy buena tabla, una tabla de PUKAS, nunca lo olvidaré y ese año se me dió bastante bien, quedé “rookie” del año por la EPSA.

¿El surfing que me ha aportado? Pues, hombre no lo cambio por nada, se que abandoné los estudios para dedicarme a competir y me aportó sobre todo muy buenos viajes, buenas experiencias, estuve en un equipo que en aquella época tenía los mejores surfistas del mundo, Kelly Slater, Tom Carrol...

Organizaban campamentos de entrenamiento por Australia, por Marruecos, Francia, entonces compartí con muchos pros buenas experiencias y buenos momentos y aprendí mucho.

Y sobretodo hice lo que más me gustaba que era surfear y competir y estuve intentándolo durante años, hice el circuito europeo y los pro juniors, el de Francia que quedé noveno con 15 años, como todo joven que quiere competir y destacar.

Y en parte con lo que ganaba en competición y lo poquito que me daban los sponsors, porque siempre consideré que era un surfista malpagado,  pues me pude permitir muchos de esos viajes.

Franito viene de menudito. Foto _MAGT

¿Nunca llegaste a vivir del surfing profesionalmente hablando?

No, para nada. Mi principal sponsor fueron mis padres que la verdad cuando me veía en apuros en un viaje e iba con la esperanza de conseguir un resultado para ganar algo de dinero y poder tirarme una semana o dos más, y no se daban bien las cosas, ellos estaban ahí siempre.

Para un canario, fuera de aquí todo son gastos. Tuve un sponsor que era fuerte pero que quizás no apostó del todo por mí. Pero si no es por mis padres que estaban siempre cuando estaba en apuros y sin dinero, muchas veces me tenía que venir a casa y buscarme un trabajo.

Aquí donde tu me ves, trabajé en el aeropuerto cargando maletas para ahorrar dinero, otro verano trabajé 3 o 4 meses reponiendo refrescos, en un puerto descargando contenedores, de mantenimiento en un hotel.

Todos esos trabajos los combinaba con los meses que me iba a competir para conseguir dinero, cuando un buen surfista profesional que esté bien pagado lo que hace durante esa estancia en la isla es entrenarse para ir a competir.

Yo no, yo entrenaba currando.

Y considero que estaba mal pagado porque en aquella época llegué a estar en el top 16 europeo, fui portada de muchas revistas y a nivel de Canarias junto a uno o dos más éramos un referente a nivel internacional.

Los cabildos, las instituciones me daban ayuditas, pero entonces el surf no tenía tanto reconocimiento y yo le puse muchas ganas y esfuerzo, pero han habido otros surfistas que han tenido más ayudas que yo y lo han visto claro: No me voy a dejar años de mi vida compitiendo, es preferible estudiar y competir cuando pueda.

Pero bueno, yo me volqué porque era el momento que podía hacerlo.

El surf de lanzarote es muy potente pero los surfistas de Lanzarote flaquean en una cosa, en olas chopis y pequeñas porque las olas en Lanzarote son muy fuertes y entrenas siempre en esas condiciones. ¿Es eso verdad?

Si, es posible, si es verdad que nos acomodamos, tenemos muy buenas olas y bueno si te dedicas a surfear sólo olas buenas es verdad que cuando ibas fuera lo pagabas, porque realmente la gran mayoría de los campeonatos que habían por Portugal, Francia y norte peninsular eran olas de playa y no era como ahora que hacen periodos de espera, te ponían un fin de semana, ibas, y estuviera como estuviera. yo recuerdo campeonatos de olas muy, muy pobres, muy blandas y si que se notaba.

Pero yo personalmente me obligaba a entrenar en todo tipo de condiciones, porque aquí en Canarias tenemos olas muy buenas, pero también olas muy malas que si quieres surfear los días malos y olas pobres las encuentras y era cuestión de buscarlo.

Pero depende, porque en Las Palmas es una cuna de surferos muy potentes que estuvieron ahí arriba y que entrenaban duro en la playa de La Cicer  y lograron resultados muy buenos.

Miguel Morales, cuando yo empecé a competir, era un espectáculo, hacía aéreos y reverse que los vascos y los del norte no habían visto nunca en aquella época, para mí fue un referente.

La segunda vez que fui al pro-junior de Capbreton, creo que tenía yo 15 años, Miguel tendría uno o dos más que yo, yo hice un noveno resultado, pero Miguel quedó cuarto. Luego lo fue dejando por lesiones o por trabajo y cada año que yo subía siempre me preguntaban todos, ¿dónde está Miguel Morales?

Pero también hubieron otros, Juanfra Betancor y Guillermito Gimenez; Guillermo es que destrozaba la playa, es que le encantaba, cogía cualquier ola…

Creo que ha habido surfistas de todo tipo, pero a día de hoy, ha cambiado mucho.

Los surfers a día de hoy, los jóvenes están todo el día alternando buenas olas con malas y aparte es que tienen campeonatos un fin de semana si y uno no. Mira Portelli que acaba de hacer una final en el Siroko, los Dylan y Connors que en cualquier ola, buena o mala surfean y surfers como Lejo, Ignacio, Nahuel, Moi, Kai y las chicas en general son mucho más completos.

Pero yo siempre intenté coger olas malas para prepararme e ir arriba a competir.

Foto _Antón Carus

No crees que el surfista canario siempre le ha sido más complicado destacar fuera por tener que viajar y salir, siempre los campeonatos son fuera, en Canarias pocos. ¿No crees que deberíamos intentar traer u organizar más eventos en Canarias?

La industria y las grandes marcas, y donde realmente se vende es fuera, en la península, esto son islas y las marcas aquí invierten menos, porque quieren invertir pero piden bastante y es verdad que la gran mayoría de los campeonatos están fuera y tenemos que ir fuera.

Hay de todo, gente que no se quiere implicar. Yo en mi historia, en mis años desde que dejé la competición hasta ahora he organizado un campeonato del circuito canario, he organizado otro para niños en Famara y he organizado dos pro-juniors con la WSL, yo he aportado mi granito y soy un competidor y tengo una escuela, pero hay muchas marcas que deberían de unirse, asociarse, implicarse.

La federación lo ha intentado y luego incluso les cuesta reunir una bolsita de premios para los competidores, habrá que preguntarles a las marcas por qué ellos no se quieren implicar más.

Yo sé que la WSL siempre quiere venir, pero al final son las instituciones las que tienen que poner muchísimo dinero.

¿Por qué un sponsor fuerte no quiere apostar aquí? Será por el volumen de población que hay. Y supongo que quieren más repercusión, que se convierta en venta.

Aquí de verdad que se pueden hacer muchas más cosas.

Franito es uno de los surfers que estará ligado por siempre a la ola del Quemao. Foto _MAGT

¿Qué opinas de esa contradicción de que no queremos que se hagan eventos porque no queremos que se masifiquen las olas?

Yo he visto a los locales disfrutar de un evento en su pico. Pero también entiendo que esto se ha convertido en una burrada.

Soy partidario y apuesto por un campeonato mundial. Sé que eso va a traer una repercusión a nivel internacional y va a traer muchísima gente a las islas pero luego el local quiere ver cosas buenas para él.

No podemos atraer todo y luego nosotros ver como esto revienta y ver que nuestras olas se masifican y que nuestros hijos, va a llegar un punto, en el que para meterse al agua van a tener que pedirle un permiso o una licencia a alguien que controle o acabará controlando las olas.

Si hago un campeonato quiero ver una respuesta por parte de una asociación o una federación que me ayude a regular toda esta locura.

Ahora mismo Canarias es un punto de interés europeo por sus olas. Se quieren rodar series de surfing.  Vale, de acuerdo, pero cuenta con el local.

Yo creo que en Las Américas se hace un campeonato muy bueno, yo fui a colaborar el primer año y la cuadrilla que había trabajando era gente local de la playa, eso es super importante.

Soy partidario de que se hagan eventos internacionales, pero que la riqueza que se genere se quedé en su mayoría en Canarias.

Otra cosa es que nos durmamos y no hagamos nada. Aquí deberíamos de asociarnos los surfistas, que cuando venga un evento de fuera, contrate a los surfers de esa asociación, surfers, fotógrafos, cámaras de vídeo etc…

Porque si al final todo crece de forma desmesurada y sin que se regule, el canario ama su tierra, y ve todo como una amenaza y es lo que está sintiendo.

Vas a playas tranquilas como Famara una mañana  y ya veo un montón de gente en el agua, un montón de movimiento que antes no estaba ahí.

Se tienen que regular las actividades. Se ordene todo un poco, no puede ser que una playa se llene sin control de escuelas, el espacio es reducido, pues se tiene que regular tanto el número de escuelas como la calidad de estas.

¿Cuál sería el camino entonces?

Yo pienso que somos nosotros los que tenemos que crear nuestra marca. Fíjate en el Quemao Class, hay muchas empresas de fuera que quieren entrar y para mí eso es un gran ejemplo por parte de Jorge “El Goma”.

Esos son las cosas que hay que hacer y en Famara no hay eventos para niños donde se beneficie y seamos nosotros los que hagamos las cosas.

Un festival, con un campeonato para niños, con skate, con conciertos, que dure una semana o dos, que traiga turismo pero que la organización sea una marca canaria.

La WSL quiere traer una triple corona, me parece bien, pero nosotros no podemos esperar, tenemos que movernos. A veces parece que algunos canarios critican al canario que levanta un poquito la cabeza.

¡No, señores!, hay que unirse y si tú quieres hacer una cosa bonita con una marca que está contando contigo, pues intentar sacarla pero con el apoyo de la gente, no estés ahí fuera sólo para machacar y criticar, intenta involucrarte, participar y así es como se consiguen las cosas.

Aquí podríamos tener un buen circuito canario, dos o tres campeonatos con la WSL y dos o tres festivales y ahí nos garantizamos que nuestros jóvenes tengan una salida y todos nos beneficiemos.

¿De qué se vive en Canarias?

No nos damos cuenta de que hay un turismo que está alcanzando una relevancia muy importante, el turismo activo. Y tenemos que beneficiarnos de este turismo, hay que regularlo, hay una economía sumergida en nuestras playas que tiene que aflorar.

Hay que formar a nuestra juventud sobre el potencial de los deportes activos. El canario es que es muy conformista, tenemos un buen clima, damos un paseo y estamos viviendo en un paraíso.

Y hasta que no vemos el problema en nuestro salón de casa no nos movemos. Un surfer de una gran ciudad viene a Canarias, porque hay olas, trabaja en una recepción, unos turistas le preguntan donde pueden dar un curso de surf, y el mismo les ofrece el curso, alquila unas tablas y hace dinero, se puede hacer dinero muy fácil, pero estas prácticas tienen que regularse.

Los jóvenes tienen que educarse y conocer nuestro potencial, que sepan la riqueza que tiene Canarias, para que ellos sean los primeros en crear sus agencias y que emprendan y monten negocios.

Hay que trabajar en equipo, no puede ser que un canario monte una tienda de surf y no vaya nadie a comprarle. Hay que apoyarse.

Foto _MAGT

¿Crees que la Federación canaria debería hacer más?

Hay que apoyar a la federación, yo soy el primero que reconozco que le he dado la espalda a la federación Canaria porque no comparto muchas cosas pero he hablado con el presidente y están ahí, se puede hablar con ellos.

Ahora mismo se está involucrando para regular todo en Lanzarote.

Desde la FCS se hacen algunos eventos, pero la gente no está contenta, las rondas son de 15 minutos, no hay premios destacables y hay que volver a retomar este asunto para impulsar ese circuito con mejores olas, con mejores premios que motive más a la cantera.

Creo que falta unión, apoyar y apostar más. Y la federación ahora tiene que regular todo el sector en las islas, y es algo que me consta que ya están haciendo.

Canarias debería ser como Tahití, y perseguir un modelo sostenible con un turismo basado en la calidad y no en la cantidad.

Si César Manrique levantara la cabeza y mirara lo que pasa en Famara, esa playa ya hace años que tendría sus dos banderitas con sus 6 escuelas haciendo un trabajo de calidad y que cada 4 años se de oportunidades para que otras escuelas entren presentando nuevos proyectos.

Franito en slow motion en la ola más poderosa de Canarias. Secuencia _José V. Glez

¿Habría que regular incluso el alquiler de tablas de surf?

No debería estar permitido lo que está pasando, tu no puedes alquilar una tabla dura y mandarlo a cualquier pico de la isla.

Una escuela no puede tener 30 alumnos en el agua y alquilar por otro lado 30 o 40 tablas. Tu no puedes tener en un isla como Lanzarote, pequeñita, una isla que hay que buscar la sotenibilidad y te lo estás cargando porque estás metiendo 80 tíos al agua.

40 por ahí sin monitores a matarse, que luego los surfers locales o los pescadores tenemos que estar rescatándoles porque se ven en apuros, sino nos matan a nosotros primero.

Una tabla de alquiler tiene que tener un seguro, el surfer que la alquila tiene que tener un papel de una escuela que certifique su nivel y que puede entrar en determinados picos.

Y te estás encontrando a gente que no sabe ni remar en olas como la Izquierda o El Quemao y en otras olas, que no saben ni ponerse de pie.

Si reguláramos hasta ese punto el surfing en Canarias, nos convertiríamos en un referente a nivel mundial.

Al igual que se regula a los visitantes en los volcanes para que no estropeen esa riqueza, se tiene que hacer también con las playas.

Cada ola debería tener un panel informativo, para que todo tenga un orden y no se cometan los atropellos que al final va en detrimento de nuestro modelo económico que es el turismo.

Antes teníamos un turismo de más calidad, venía el surfer vasco, y dejaban dinero en la isla, ahora viene el turismo de masas que no beneficia a nadie y perjudica esa sostenibilidad que hacía de Lanzarote un paraíso. No sólo de Lanzarote, de Canarias en general.

¿Qué ha cambiado en el surfing desde que tu empezaste hasta ahora?

Internet lo ha cambiado todo. Antes no existían las predicciones meteorológicas, habían algunas en el periódico, pero ese nivel de boyas que hay ahora que te miden el periodo, el tamaño la dirección del viento.

El factor sorpresa se ha perdido, antes ibas a la playa y te encontrabas una ola perfecta o el mar enorme y tenías que dar la vuelta a la isla si querías surfear.

Ahora, el día antes ya sabes donde vas a surfear y por mucho que madrugues ya te vas a encontrar a toda la peña en el agua. Por un lado es positivo por si vas a viajar.

En el tema competición es que lo tienes todo ahí, en directo, el internet ha dado cosas buenas y malas.

Lo bueno de antes es que éramos pocos, que éramos un grupo de amigos e ibas a surfear para divertirte y ahora ya hay entrenadores que van con los chicos a los campeonatos.

Y muchas veces es verdad que hay muchos niños que surfean y parece que no lo están sintiendo, el surfing de competición inculcado por otros surfistas o entrenadores y a mí me gusta más el surf libre y de ir a disfrutar.

De hecho, durante una época, desde mi escuela me enfoqué en la competición y salieron de esta un campeón de Canarias junior y otro infantil, pero me he dado cuenta que esto no es lo principal, busco más el disfrute e inculcar valores a los chicos.

Hago campamentos en verano buscando más eso, el disfrute, que desconecten del cole, del stress y enseñarles valores, respeto por el medio ambiente por ellos mismos.

¿Y qué ha cambiado en las tablas de surf?

Ahora con la tecnología nueva, las máquinas de pre-shapes y todos los test que se hacen y la calidad de los materiales tenemos tablas que sabemos que desde la primera ola van a funcionar y van a ir rápidas.

Son tablas muy buenas, porque antes de que te lleguen a tí las ha probado Kelly Slater con todos sus amigos en la piscina de olas.

Luego hay shapers  nuevos que hacen un gran trabajo, aquí en Lanzarote tenemos a Yeray García que ha estado en Australia con los mejores.

Y los neoprenos, cuando yo tenía 14 años era un corto corto acartonado, pasaba frío, ahora es increible la calidad de los neoprenos.

Recortar es fundamental para entrar en la segunda sección del Quemao. Foto _MAGT

Hablemos de la cantera canaria

Hay una cantera excepcional. Lo de Luis Díaz no es normal. Y acaba de quedarse sin sponsor, es algo inexplicable.

¿Cómo un Gabriel Medina canario, lo que hace en el Quemao, no es normal lo que ha hecho este invierno aquí, puede perder el sponsor?

Y no sólo aquí, los tubos que se hace en Galdar, y luego encima tiene un surfing en olas pequeñas impresionante y que al final lo que demuestra esto es que las marcas apuestan por los suyos y aquí nos llegan migajas.

Por eso tenemos todos que unirnos y crear y luchar por nuestras marcas y hacer nuestros campeonatos y sacar marcas de aquí y apostar por lo nuestro.

Es una pena lo de Luis, no me lo explico, porque puede que la marca esté pasando por un bache, pero mantiene a otros surfers franceses que no le llegan ni a la suela del zapato.

¿Necesita un surfer pro el componente de las redes sociales ?

Si, porque si definimos surfer pro como lo que es, que vive de ser profesional, que gana lo suficiente como para vivir del surf.

Ahora una marca lo que quiere es vender y si tiene a un surfista con unas redes sociales con un millon de seguidores y no surfea muy bien, va a apostar por ese perfil antes que por uno que tenga un surfing mejor, que gane campeonatos pero no tenga seguidores.

El surfista ha pasado de ser un deportista de élite a ser una plataforma más de lanzamiento de los productos de su sponsor. Ya pocos son los negocios que viven del boca a boca, las redes sociales han acaparado todo. Es una pena, pero todo es así ahora. 

Cuéntanos cuál ha sido tu mejor momento en el agua, esa sesión épica, y también el peor momento tuyo surfeando.

Cogiendo olas ha habido muchos momentos buenos. Pero si es verdad que hace muchos años cuando empecé con mi escuela, estaba con los niños y había un Quemao perfecto.

Salí de currar de dar clase con los niños, pero cuando llegué la marea había bajado mucho. Antes siempre se surfeaba el Quemao sólo en marea llena. Y aquel día todos me contaban el Quemao que me había perdido.

Yo miraba las olas, y había unos tubos increíbles. Así que cogí  mi 6´6″ y me fui pal agua, aunque todos me decían que tuviera cuidado que estaba muy seca la marea.

Pero entré y estaba sólo y me cogí unos tubos. Y cuando salí me felicitaron los chicos porque el mejor Quemao me lo había cogido yo en ese momento.

Los peores la verdad que han sido en Fuerteventura. Un día en el Hierro con medio metro, venía un poco trasnochado de fiesta y en la primera ola partí la tabla, salí, cogí otra y en la siguiente con la marea también muy vacía, me lanzó el pico de boca contra la baja, choqué con la cara y me hice como un escorpión, los pies tocaron mi cabeza, me hice dos protusiones discales que a día de hoy me están pasando factura.

Y otra vez fue un viaje de Nixon con Jonathan González,  que también fue después de salir de fiesta, casualidad de la vida.

En la izquierda de Agustino, estaba enorme, tan grande que tuvimos que salir remando entre la playa y el muelle y no nos matamos de milagro, se nos hacía de noche, y siempre nos acordamos Jonathan y yo de ese día.

Contrates salvajes, picón de volcanes e indómito océano Atlántico. Foto _Itmar Diéguez

¿Qué sponsors tienes hoy en día?

Tengo Firewire, las tablas de Kelly, que bueno, le caí en gracias al comercial, que es un gran amigo mío, y que es de esos comerciales que apuestan por los surferos.

Y además soy de los pocos “puretillas” que mantiene la marca, pero porque he demostrado que me desvivo por la marca.

Estoy haciendo casi un trabajo de asesor a nivel nacional con las tablas. Y desde luego este ha sido el mejor sponsor de tablas que he tenido nunca. Pero me gustaría decir que PUKAS, también se portaron muy bien conmigo y que incluso creo que me dieron más de lo que podían.

Y luego RIP Curl, que tengo que darle las gracias a Pablo Gutiérrez  e Iñigo Iraola que también me arropan un poquito con la ropa y me dan unos neoprenos de calidad.

Luego tengo a Seis, otro de los que apuestan por los surfers, me da unas cremas para el Sol o alguna amarradera o antideslizante de su marca, pero sobretodo la crema seventyone.

Y ahora tengo un nuevo amigo que sacó una vaselina, Twenty arttw9) y me envía para los niños que siempre les ponemos y van realmente bien.

Y un herbolario de un amigo surfero, Herbolario Ecoclick que me da unos productos y me da un masaje al mes y la verdad es que estoy encantado, me cuida y se preocupa.

Y Lanzawagen, que gracias a ellos me muevo por la isla.

¿Cuánto años llevas con la escuela?

La fundé en el año 2001, pero estuve dando clases de surf unos años antes porque empecé en la escuela de Gorka Yarritu en Sopelana y fue él quien me motivó a montar una escuela.

Trabajé en su escuela con niños, y la verdad es que me encantó. Mis padres son profesores jubilados y dos hermanos licenciados en educación física también y bueno creo que el tema de la educación me viene de familia.

Y a los 24 o 25 años que vi que me costaba mantenerme en el circuito y vi que del surfing profesional no podía vivir, decidí montar mi propia escuela, que arrancó gracias al apoyo de mi familia.

Al principio la monté en Arrecife, estuve como 10 años allí y niños, casi siempre niños a llevarlos a surfear por ahí. También doy a adultos, tengo de todo, también extranjeros, pero intento no perder al niño de la isla. Hago muchos cursos de fines de semana con los niños.

Pero también he trabajado con niños de alto rendimiento, Luis, Melania, los Suárez, los hermanos Amatriaín y muchos más no con un nivel tan alto pero que vienen a perfeccionar, trabajamos mucho la video- revisión.

Pero soy un referente en escuela de y para niños. Pocas escuelas trabajan con niños, es muy duro trabajar con niños.

¿Crees qué se ha perdido la cultura del surf con todo esto de las redes sociales?

Si es una pena, recuerdo lo bonito que era antes cuando venían hacerte un reportaje de fotos para una revista, y recuerdo de ir corriendo al aeropuerto a comprar las revistas de surf porque era el primer sitio donde llegaba.

Yo tenía una mesa en mi escuela donde los chicos se reunían a ver revistas de surf.

El papel era una gozada, a mí todavía me encanta, las conservo y a veces las saco y los pibes flipan y es curioso porque a veces he visto a alguno viendo una foto van a usar los dedos para hacerla más grande como si fuera un móvil, me meo de risa.

Pero el internet es lo que hay, ha sido una revolución, todo se mueve por ahí, ahora todo va mucho más rápido, un pibe no te lee un artículo largo. Hay mucha información, mucha propaganda, mucha chorrada.  Los pibes jóvenes,  por ponerte un ejemplo, no saben quien es Tom Carrol.

Foto _MAGT

¿No debería haber una asignatura en las escuelas de surf sobre cultura e historia del surf?

Claro, por supuesto, tiene que haberlo y hay que apoyarlo, mira en Somo hay una escuela museo del surf y haces un recorrido por los pasillos visitando la historia del surf en la zona. Aquí tiene que llegar, llegarán esas cosas.

¿Cuales han sido los mejores surfistas de Canarias?

A nivel internacional siempre ha sido Jonathan González, él ha sido nuestra punta de lanza. Siempre me he fijado mucho en los estilos a la hora de surfear y Jonathan siempre será nuestro Kelly Slater.

El surf de canto, es a base de un buen surf, está bien hacer aéreos y caérlos , tiene mucho mérito, pero hay que saber surfear con los cantos. En eso concuerdo con David Acevedo, y su hijo viene a mi escuela todos los años, y surfea muy bien ese surf de cantos.

También hay un grupo de tamañeros, en donde se han unido un grupo de aquí con algunos tinerfeños. Esa es la unión de la que hablo. Flipé con Vilayta surfeando el Quemao con el padel.

Y luego hay una cantera de jóvenes promesas muy buena. 

 

Te presentas en las listas para la alcaldía de Tinajo este próximo 26 de mayo. Si fueras el alcalde ¿qué es lo primero que harías a nivel de surfing?

Para empezar, no quiero ser alcalde, me conformo con coger una concejalía.

Aportaría mi granito de arena haciendo campeonatos de skate y surf y enriqueciendo el turismo activo, de actividades, promoviendo el respeto por el medio ambiente y potenciar la cultura de surf canario a la juventud.

Entre volcanes y lava. Foto _MAGT

¿Qué es la política para ti?

Para mí es un nuevo proyecto.  Quiero derivar un poquito mi trabajo en la escuela  y que me ayuden monitores jóvenes que he formado y quiero seguir trabajando con la escuela y hacer vídeo-correcciones para seguir motivando a las jóvenes promesas.

Pero la política es un instrumento que puedo usar para mejorar las condiciones del surf en la isla, formamos un grupo de trabajo en el que nos apoyamos mutuamente con el único fin de hacer cosas buenas para la isla, recuperando centros turísticos, el vertedero nuevo, mejorar la gestión del agua.

En definitiva, un partido como Coalición Canaria que defendemos los intereses y derechos de los canarios.

Además, el actual alcalde me tiene totalmente convencido de su pasada labor en el municipio y quiero aportar mi grano de arena para mejorar, si cabe, un poco más esa gestión que ha realizado estos años atrás.

En RADICAL SURF magazine nos comprometemos para seguir aportando cultura a la forma de vida y el deporte del surf.

Nuestros socios y socias hacen un esfuerzo para que podamos escribir noticias como esta. Sin ellos RADICAL SURF MAG no sería posible. Si te ha gustado este contenido y también quieres unirte al proyecto SURF REVOLUTION, sigue el siguiente link.

Adri y Thomas, dos perlas Majoreras

Adri y Thomas, dos perlas Majoreras

ABRIL, 2019

Fotoografía:  MAGT

Entrevista: Miguel Gomá

 

¿ Por qué nos gusta tanto Corralejo?

Porque en cada esquina se respira Surf, porque en cada una de sus calles inventamos mareas, porque su constante brisa, abre de par en par, las puertas de nuestra alma.

Fuerteventura, es un paraíso, pero en pleno  “BOOM” de tiendasescuelas, surfcamps, bares y restaurantes, seguimos estando a la cola de Europa, en sacar su cantera adelante y en hacer eventos deportivos.

Hace unos días publicamos ORGULLOSOS que Fuerteventura protege sus olas, un patrimonio natural de valor incalculable.  Protegemos lo que más amamos  y no damos a conocer nuestra cantera.

Ellos,  son los que surfean esas olas y tienen un gran potencial  para poder competir y llegar lejos.  ¿Contradictorio, no? Saquen sus propias conclusiones…

Pero hoy, nos vamos a centrar en proteger y ayudar a dos perlas Majoreras, ya otro día, hablaremos de seguir mejorando.

De proteger y enseñar se encarga, Stephane Blanc en sus clases de surf coaching.  Nosotros de difundir y ayudar, en lo que podamos.  Pero ¿ en qué consiste?  hemos hablado con Stephane y sus dos pupilos, Adri y Thomas.

En este tipo de entrenamiento los niños forjan su carácter para saber manejar cualquier tipo de situación que les pueda surgir en el agua. Siempre desde unos valores  y sabiendo que el esfuerzo es necesario para obtener resultados.

Con actividades para desarrollar y entrenar la inteligencia, no solo la la física, también la emocional y la social. Sabiendo que el divertirse y descubrir aspectos nuevos van unidos.

Algunos no triunfarán nunca. Otros triunfan a los dieciocho, otros a los quince, pero ¡también hay campeones de diez años! Son sólo niños, pero serán dos deportistas que marcarán época.

 

Adri y Thomas, dos perlas Majoreras

¿Cuánto tiempo llevas surfeando? ¿qué es el surf para tí?

Adri: Empecé con mi padre hace dos años en piedra playa en Cotillo y desde entonces, nunca lo he dejado.

Thomas: Avanzado 2 años,  pero en total llevo 5 años surfeando.

¿Qué es el surf para ti ?

Adri: Empezó siendo un juego de verano para divertirme en las espumas de mi playa y hoy se convirtió, en una filosofía y un modo de vida.

Thomas: Para mi, el surf es un deporte de valentía, fuerza y respeto por la naturaleza.

¿ Cuál es tu ola preferida ?

Adri: Pués la verdad, que tengo varias olas que me encantan, pero la que más me gusta de
todas es la derecha del hierro, seguida de Alemanes, muelle y lobos.

Thomas: Marrajo.

Adri, tiene una manera de surfear que enamora

¿Cuál es tu maniobra preferida y cual te gustaría que te saliera y todavía no lo has
conseguido?

Adri: La maniobra que mas me gusta es el roller backside, y la maniobra que más me
gustaría poder hacer es el tubo Backside.

Thomas: Mi maniobra preferida es el reentry y me gustería que me saliera el aerial.

¿Quién es el mejor surfer del mundo?

Adri: Bueno, para mi la mejor surfista del mundo actualmente es Stephanie Gilmore y de los chicos Filipe Toledo me parece un autentico fenómeno, con Jhon Jhon y Kelly claro.

Thomas: Jhon Jhon Florence.

¿Cuánto tardaste en ponerte de pie en la tabla?

Adri: Ehh… creo que desde la primera ola, jejeje.

Thomas: Muy poco.

¿En tu isla quién crees que es el mejor o la mejor surfer?

Adri:  Hombre, poner un solo nombre me parece un poco injusto, desde el punto de vista que los chicos no son iguales que las chicas. Pero desde mi punto de vista, Kalani Da SilvaAndrea Buch y mi padre…  jajajaja.

Thomas:   Kalani Da Silva.

Thomas, se pone salvaje cuando baila lento

¿Cuál es tu comida favorita y tu bebida favorita?

Adri: Ya se que me van a decir que soy un poco sosa  jajaja, pero mi comida favorita es la pasta con mantequilla, el pepino y hamburgesa.

Mi bebida favorita es en primer lugar agua y  después el nestea.

Thomas: Pepino, Tomate y Aquarius.

¿Es muy duro Stephane con los entrenamientos?

 Adri: La verdad, es que son duros los entrenamientos, pero creo, que no puede haber resultados, sin sacrificios.

A mi me motiva y me gusta mucho sus entrenamientos, de tal palo, tal astilla.  Jajaja.

Thomas:  A veces.

 

¿Hasta donde te gustaría llegar en el surf ?

Adri:  Me gustaría poder dedicarme al surf profesional, vivir de ello y quizás poder estar al lado y competir con las mejores surfistas del mundo.

Thomas: Ser el mejor del mundo.

¿Si no hay olas que haces ?

Adri: Cuando no hay olas, solemos entrenar con mi padre surfskate o skateboard en unos de los skatepark cercanos.

Thomas: Skate o carver.

Los dos tienen maneras de campeones cuando giran sobre sus tablas

¿Cuál es tu película favorita?

 

Adri:  Harry Potter

Thomas: Locos por el surf

 

¿Con quién te gustaría irte de surf trip a una isla desierta?

Adri:  Sin duda, con mis padres.

Thomas:  Con Stephan y Adri.

 

¿Cuál fue el mayor obstáculo que tuviste que superar para empezar con el surf ?

 

Adri:  El miedo a las rocas.

Thomas: Mis pies, porque nací con ellos torcidos.

 

¿Cómo es para ti la ola perfecta?

 

Adri: Sería una izquierda larga con secciones tuberas.

Thomas: Una con viento, de tamaño mediano y que abra mucho.

 

Si te ha gustado este artículo

En RADICAL SURF magazine nos comprometemos para seguir aportando cultura a la forma de vida y el deporte del surf y sus dervivados.

Nuestros socios y socias hacen un esfuerzo para que podamos escribir noticias como esta. Sin ellos RADICAL SURF MAG no sería posible. Si te ha gustado este contenido y también quieres unirte al proyecto SURF REVOLUTION, sigue el link.

Antón Carús, ¿fotógrafo de surf?

Antón Carús, ¿fotógrafo de surf?

MARZO, 2019

Fotos: Antón Carús

Entrevista: Miguel Gomá

¿Quién es Antón Carús, cuéntanos un poco tu vida?

Nací en Bilbao y tengo 63 años. Empecé en el surf en los años 70 cuando no había ni amarraderas ni trajes de neopreno.

Pero lo que realmente me enganchó fue el windsurf cuando comenzaba en España a finales de los 70. Formé parte de los pioneros del windsurfing y en 1982/83 participé en el Campeonato de Windsurf del Mundo con el equipo de tablas francesas SAINVAL,

En aquellos años eran regatas de triángulo olímpico. Cuando empezaron a llegarnos fotos de Hawaii de gente surfeando con las tablas de windsurf, fue cuando empecé a meterme en la fabricación de tablas.

Mis inicios fueron cortando una tabla de windsurf y modificándola para olas y allí fue donde me aficioné y me metí en Banana Custom, uno de los primeros talleres en España en fabricar tablas de surf y los primeros en lanzarnos a la aventura de tablas de windsurf para olas.

Mis últimos años en Bilbao fueron los primeros años de Styling Surfboards, una marca muy potente y muy conocida en la península junto con Pukas y donde han shapeado muchos de los mejores shapers del mundo como Tom Parrish, Gary Linden o Rusty Preisendorfer.

En 1987 vine a Lanzarote. Un amigo empezaba con un proyecto nuevo y necesitaba gente.

Olita fue la primera tienda de surf, windsurf & skate en la isla, tenía también alojamiento para surfistas y aquí fue donde empecé a fabricar las primeras tablas de surf que se hicieron en Lanzarote y que fueron las Olita Surfboards.

Estuve alrededor de quince años haciendo tablas y en 1993 lo dejé preocupado por mi salud por tantos años glaseando. Fabriqué unos cuantos miles y con Styling fuimos varios años campeones de España de Surf con nuestro rider Jorge Imbert

Posteriormente en Lanzarote, con las tablas de windsurf que hice en Lanzarote en mi última etapa, fuimos campeones de España de windsurf de olas con los hermanos Barreiro y los hermanos Cabrera.

Con la fotografía me aficioné desde muy joven, mi tío era radiólogo y mi primo y yo nos metíamos en su consulta donde revelaban las placas y revelábamos nuestros carretes de blanco y negro.

Mi primera cámara fue una Voigtlander alemana y mi primer equipo serio para surfing lo tuve a principios de los 80, era una reflex Pentax MX con empuñadura de motor eléctrico para sacar secuencias y la utilizaba con un zoom Pentax 80-200mm y un Tamron 500mm.

Disparaba siempre en formato diapositiva que era lo mas económico para disparar gran cantidad de fotos y podía enseñárselas a los amigos mediante proyecciones y las revistas también pedían fotos en formato diapositiva.

La fotografía siempre ha sido un hobby para mi, he colaborado esporádicamente con revistas como 3sesenta, Surfing Spain, Surphang Magazine y una revista alemana de SurfGirls.

Hace dos años colaboré con el libro Surfing Basque Country, la historia del surfing vasco y donde reconocen mi trabajo como fotógrafo pionero del surf en Euskadi.

¿Por qué Canarias y por qué Lanzarote?

Era joven y practicaba el windsurfing y tenía amigos en Lanzarote.

Tenía trabajo si venía y no me lo pensé dos veces.
Hoy mi corazón es canario al igual que mi mujer, mis hijos y mi nieto.

¿Por qué fotografía deportiva y no otra?

La deportiva es la que más me gusta por la acción que transmite, pero he tenido épocas en las que he hecho retratos, macro, etc.

¿Qué come un fotógrafo?

Los fotógrafos vivimos de la luz y es nuestra mayor preocupación, la que alimenta nuestras fotos.

En lo gastronómico, cuando hay buenas condiciones y se esperan olas todo el día, desayuno fuerte y me llevo agua, fruta y barritas energéticas para aguantar el día.

¿Cuál es tu equipo de fotografía actualmente?

Tengo un par de cámaras, pero para surf o windsurfing uso principalmente una Canon 80D con un Canon 70-200mm 2.8 y un Sigma 150-600mm f5-6.3.

La pregunta que no puede faltar. ¿El fotógrafo nace o se hace?

Nadie nace sabiendo por lo tanto todos nos hacemos, pero hay algunos que tienen un don especial que es el ojo fotográfico y con el que se nace, son los genios de la fotografía.

¿Cuál crees que ha sido la mejor foto que has sacado nunca?

He sacado muchas buenas fotos pero la mejor foto todavía no la he sacado y espero no sacarla nunca.

Cada vez que salgo a fotografiar voy con la ilusión de sacar mi mejor foto, si algún día digo que tengo mi mejor foto, será que he perdido la ilusión por la fotografía.

¿Qué es lo que más te gusta de sacar fotos de surf, cuando estás en la playa haciendo las fotos o el procesado luego en el despacho?

Ambas me gustan, cuando estás fotografiando disfrutas del espectáculo y el ambiente surfero.

En casa disfrutas del trabajo que has hecho y es cuando descubres, al revisar el material, los fotones que tienes.

Me gusta editar y suelo hacer bastante foto-montaje, que es otro tipo de arte fotográfico.

Algunos de mis foto-montajes se hicieron virales en las redes sociales.

¿Sólo en Lanzarote o te mueves a alguna otra isla?

Sólo me falta visitar El Hierro, pero normalmente de surfing sólo fotografío en Lanzarote.

Tengo pensado jubilarme a finales de año y entonces si me gustaría acercarme al QS de Tenerife, Frontón King, etc y a los mundiales de windsurf en Pozo Izquierdo y el Médano.

¿Alguna preferencia sobre que tipo de ola y surfer te gusta fotografiar?

Como yo disparo desde fuera del agua, me gusta cualquier ola que dé buena perspectiva.

El Quemao es una ola muy fotogénica en sus dos secciones y siempre da fotos espectaculares.

En cuanto a los surfers no hay duda que los más pros dan muy buenas fotos, pero disfruto mucho también en las sesiones con los más chinijos, hay varios que surfean increíble, en Lanzarote hay una gran cantera de futuros campeones.

¿Qué es lo más importante en una buena foto de surf?

Que transmita, bien por el escenario, el surfista o la luz, colores, etc…

¿Quién es el mejor fotógrafo de surf de España y quienes son tus referencias?

Es difícil decir quien es el mejor fotógrafo, en la península y en Canarias hay buenísimos fotógrafos, casi todos nos seguimos en las redes sociales.

Admiro a todos, desde los que se la juegan desde el agua hasta los que se curran un montón de horas al sol en las rocas.

Si fuera joven me gustaría ser como Jon Aspuru y acompañar a Natxo Gonzalez fotografiando las mejores y las más grandes olas del mundo.

¿Algún secreto para hacer una foto perfecta?

Para surf siempre busco definición y siempre utilizo bastante velocidad y los puntos centrales de enfoque.

Si vas a hacer retratos, buscas poca profundidad de campo y así desenfocar el fondo, cada tipo de fotografía tiene su truco.

¿Qué piensas de la aparición de las máquinas de pre-shape?

Fue un gran invento y cambiaron la manera de fabricar.

Ahora con las máquinas, las marcas de tablas hacen media docena de diseños y las fabrican todas iguales como churros. Antes era más personalizado el shape para cada encargo.

¿Sigues todavía glaseando?

Lo deje ya hace años, era un trabajo muy bonito pero llegó un momento que empecé a preocuparme por mi salud, después de tantos años trabajando con materiales muy tóxicos.

Hiciste las primeras tablas de Franito, ¿qué surfers canarios han usado tus tablas?

Tuve en el equipo a Mingo Padrón, Chani Tavio, Luisito Lemes y Franito en aquellos años que empezaban los primeros surfers locales.

¿De qué vive Antón actualmente?

Cuando dejé de hacer tablas trabaje casi otros quince años como guía en excursiones que hacíamos en Lanzarote y Fuerteventura con los Jeep Safari.

Estos últimos años trabajo en la recepción de un hotel en Puerto del Carmen. Espero retirarme dentro de muy poquito y poder disfrutar de mis aficiones el tiempo que me quede.

En RADICAL SURF magazine nos comprometemos para seguir aportando cultura a la forma de vida y el deporte del surf.

Nuestros socios y socias hacen un esfuerzo para que podamos escribir noticias como esta. Sin ellos RADICAL SURF MAG no sería posible. Si te ha gustado este contenido y también quieres unirte al proyecto SURF REVOLUTION, empieza por asociarte al proyecto.

Kaiku, surfeando desde Venezuela hasta Canarias

Kaiku, surfeando desde Venezuela hasta Canarias

ABRIL, 2019

Entrevista: MAGT  e Itmar Diéguez

Fotos: Itmar Diéguez

Desde la desesperante situación venezolana hasta las costas afortunadas

Padre y madre surferos, amantes de las olas que se enamoraron surfeando. Kaiku Aizpurua, aunque su padre es vasco, nació en el otro lado del océano Atlántico. Afincado en Tenerife es un viajero incansable que ha recorrido medio mundo buscando, eso que sólo sabemos los surfers, “la ola perfecta”.

En un país que se ha puesto últimamente muy de moda en España, hasta el punto de saber más lo que ocurre allen de los mares de lo que pasa en el pueblo o el país de al lado como Portugal.

Porque todo el mundo sabe quien preside en Venezuela, pero si preguntas por el presidente de Portugal nadie sabe quién es.

Pero hace ya 15 largos años que Kaiku dejó su país natal. Siempre me he preguntado si podría abandonar mi tierra, alejarme de mi gente para buscar un lugar mejor. ¿Tendrías tu valor para abandonar tu tierra, donde te criaste de pequeño, para no volver, quizás, nunca jamás?

 

 

Uno de sus últimos viajes fuera de las islas fue a Sri Lanka.

¿De donde viene ese nombre, Kaiku? 

Mi padre es vasco, y de pequeño un cura del cole le puso de mote Kaiku, que entre otras muchas cosas, significa en vasco profundo algo así como bromista, toca pelotas, que es exactamente como es mi padre.  Yo trato de seguir su ejemplo 🙂

 

¿Cómo llegó ese impulso a veces enfermizo de estar todo el día en el agua cogiendo olas?

El surf me viene de familia, mi padre es surfista, mi madre surfeaba también de joven y de hecho se conocieron surfeando. Era inevitable.

 

¿Cuánto tiempo llevas en Canarias? Cuéntanos como fue esa odisea.

Llevo quince años en Canarias, llegué en febrero del 2004, y para serte sincero la verdadera aventura era quedarse a vivir en Venezuela, que no es cosa fácil. El vuelo normal, fue directo y fueron como siete horas, nada del otro mundo, mucho más pesado es ir a Indo o cualquier otro destino lejano.

 

Lleva 15 años en Canarias.

Supongo que abandonar el país en que se nace debe ser odioso. ¿Volverías a Venezuela si mejorase la situación? ¿Qué echas de menos de Venezuela? ¿Cómo es el clima en Canarias comparado con el de tu país natal y la gente, hay un verdadero choque de culturas entre Venezuela y Canarias o somos muy parecidos en costumbres?

No me costó demasiado dejar Venezuela, la vida allá no es muy fácil, tanto por la situación política y económica como por la inseguridad, que fue el factor desencadenante.

Por supuesto hay cosas que extraño mucho pues es uno de los sitios más bonitos del mundo, pero no creo que volvería, y sinceramente no creo que la cosa vaya a cambiar demasiado.

El clima en Canarias es bastante benigno comparado con Europa, pero sigue siendo más frío que Venezuela en Invierno.

La gente en Venezuela es, con sus diferencias, bastante parecida a la gente de Canarias, ya que siempre ha habido mucho intercambio cultural entre Venezuela y Canarias, por lo que el choque cultural no fue muy grande.

Siempre nos hemos preguntado como son las olas de Venezuela, ¿puedes explicarnos como son comparadas con las olas canarias?

Las olas en Venezuela son muy guapas cuando las hay, pero es extremadamente inconsistente.

Son muy parecidas a las del Gold Coast de Australia, en menor escala, pues también se originan por huracanes y la mayoría de los fondos son de arena, con algunas puntas tipo Snapper, pero repito, en mucha menor escala.

 Algún reef de coral también, pero en su mayoría de arena.

Las olas en Canarias son casi siempre reef de lava, mucho más potentes, y aquí los fondos de arena suelen ser de mala calidad por lo general por la ausencia de ríos que modifiquen las barras de arena. En Canarias si te mueves hay olas siempre, y pueden llegar a ser muy grandes.  En Venezuela un metro (canario) sucede cinco o diez veces al año, dos metros no todos los años, y tres jamás.

En Canarias las olas son más constantes que en Venezuela y más potentes.

¿Qué olas te faltan por surfear en las islas y cual es para ti la mejor ola canaria? ¿Has estado en todas las islas? ¿Cuál es tu favorita?

Me faltan muchas por surfear, no tengo coche y soy bastante vaguete, así que surfeo mucho por el Médano y alrededores, donde vivo, y por Las Américas.

 Alguna vez subo al Norte de Tenerife, pero a tirarme en tamaño y llevo algunos años que no lo hago, pues algunas lesiones me tuvieron un tiempo inactivo y no me ha vuelto a picar la mosca de los pepinos.

No he estado en ninguna de las otras islas (imperdonable), ya que generalmente si salgo de la isla es para irme bien lejos y cambiar totalmente el chip.

Las mejores olas canarias, que no he surfeado, diría que son El Quemao para tabla corta e Isla Lobos para long. Pero hay muchas.  De las que si he surfeado me gusta mucho Jeffreys en las Américas para cualquier tipo de tabla, el Muelle y Puntita en el Médano, pero suceden muy poco en su máximo esplendor, y La Machacona, que en los últimos años he dejado un poco olvidada.

 

 

¿Cómo es la comunidad de surfers canaria, te acogieron bien cuando llegaste, eres uno más en el agua o viste en algún momento algún rechazo por ser de otro país?

La comunidad surfera en Canarias es muy diversa, tienes gente muy abierta y amigable, y tienes gente muy local y poco amigable.

En el Médano la comunidad me ha acogido muy bien, soy colega de todos y de algunos muy buen amigo.

Sí he sufrido rechazo algunas veces en el agua, pero nunca nada serio, ya que no me gusta pelear, si alguien me busca pelea, prefiero evitarlo y me voy para otro lado, y no suelo tirarme en sitios donde se sabe que el localismo es fuerte.

 

 

¿Cómo ves el nivel de los locales canarios comparado con el de los venezolanos?

Llevo muchos años sin estar en Venezuela, así que no sé si las cosas han cambiado mucho, pero el nivel creo es parecido, no muy alto pero con algunos máquinas muy máquinas.

En olas de grandes el nivel es más alto en Canarias, aunque sean pocos los que en realidad se tiran cuando está muy tocho.

 

¿Cuáles han sido tus mejores surf trips y cuál repetirías de nuevo?

Es muy difícil escoger, ya que nunca he tenido un viaje malo. Diría que mi segundo viaje a Costa Rica por la cantidad de swells y diferentes olas que pude surfear.

la segunda vez  fui a Galápagos, y pillé la mejor ola de ahí, quizás uno de los mejores swells que se recuerdan (mismo del Eddie Aikau del 2002) y quizás Sur de Sumatra en el 2017, que aunque no tuve demasiada suerte con las olas, fue mi primer viaje a Indonesia, que es sin duda el mejor sitio del mundo para surfear.

Seducirme para repetir, todos, a casi todos los sitios a los que he viajado he vuelto, pero a Galápagos he ido ocho veces, o sea que algo tendrá.

 

¿Qué cosas crees que faltan en Canarias para potenciar el deporte y estilo de vida del surf?

Para potenciar el surf en Canarias hace falta lo que hace falta en todos lados fuera de Australia, USA y Brasil, que es patrocinantes realmente interesados en el desarrollo del surf y no de los beneficios inmediatos, y ayuda por parte del gobierno facilitando permisos y aportando fondos no a cambio de votos.

Quisiera aprovechar esta entrevista para agradecer a Itmar Dieguez por su amistad y apoyo,  a ustedes (Radical Surf Mag) por esta oportunidad de aparecer en vuestra revista, y a los surfistas tinerfeños en general por aguantarme, especialmente cuando voy en long.

Este artículo ha sido posible gracias al soporte que dan a este medio decenas de empresas y surfers de manera desinteresada al apoyar un proyecto ocio-cultural, deportivo sobre nuestro estilo y forma de vida.

Moisés, surf canario desde la isla Tamarán

Moisés, surf canario desde la isla Tamarán

MARZO, 2019
Fotos acción: José V. Glez 

Retratos: Itmar Diéguez

Entrevista: José V. Glez

Si tienes la oportunidad, alguna vez, de venir a Las Islas Canarias y pasearte por la famosa y urbana playa de Las Canteras en la isla Tamarán como denominaban los antiguos aborígenes canarios a Gran Canaria, y llegas hasta el auditorio y miras al mar, verás decenas de chicos y chicas tratando de deslizarse por las olas.

La Cicer, como llaman al último tramo de Las Canteras, se podría decir que fue la cuna de este “deporte” en las islas. De ahí han salido grandes surfers como : Miguel Morales, Eduardo Acosta, Juanfra Betancor, El Macarrón, Josito, Miguel, el Inglés, y muchos más que ya forman parte de nuestra memoria colectiva.

Pero los tiempos cambian y con ellos aparecen generaciones nuevas que vienen a enorgullecer el trabajo de veteranos como Julian Cuello o Javier Medina entre otros.

Moisés, viene de una familia tradicionalmente surfera. Su primo es surfer, su tío también lo es, toda su familia está relacionada de una forma u otra con el mar. Y Moisés desde hace unos añitos ya forma parte del paisaje de espumas que rompen en las orillas de nuestras playas.

 

 

Moisés, también domina los altos vuelos
¿ Qué es el surf para tí?
Es una pasión indescriptible que sólo pueden entender los que aman este deporte.
¿El tubo sigue siendo el momento más deseado para un surfer?
Obviamente es el momento más deseado para un surfista. Es un instante mágico, como si se hubiera parado el tiempo y todo lo malo se haya quedado atrás.
¿ Con quién te irías de viaje en un barco a Tahití?
Iría con mi primo Josemi Mentado, mi entrenador Julian Cuello y con buenos amigos para disfrutar esos momentos, y por supuesto con mi caja de chocolatinas Tirma.
Entubarse es un momento mágico, como si se parase el tiempo
¿Cual es la tabla que esperas tener algún día?
No sabría contestarte a esa pregunta. Quizás debería de ser una tabla que vaya perfecta en todo tipo de condiciones.
¿Cómo es tu tabla favorita actual?
Es una tabla Ben Wei, promodel Moi y la tengo en varias medidas que varían según el tamaño de las olas.
Una ola que siempre has deseado surfear
Me encantaría surfear Mentawai.
Las maniobras básicas hay que dominarlas si quieres llegar lejos
¿Qué ola es para tí la mejor de Tenerife, Gran Canaria, Fuerteventura, Lanzarote y La Graciosa?
Tenerife, complicado, me quedo con la izquierda de Las Palmeras, en Gran Canaria hay olas muy buenas en La Cicer, pero me quedo con Maspalomas.

En Lanzarote me quedaría con La Izquierda de La Santa, sin dudarlo. En fuerteventura con La Turbia en Jandía y nunca he estado en La Graciosa pero me encanta lo que he visto de Las Francesas.

¿Qué objetivos te has marcado para este año?
Terminar 4º de la ESO con buena nota, eso en los estudios, en lo referente al SURF, entrar en el top 25 del pro junior y a nivel nacional hacerlo lo mejor posible pues mi meta es representar a España en el mundial en categoría sub 16.

Quisiera dedicar unas líneas especialmente por el apoyo incondicional de mis padres Agueda y Jaime.

Moisés ya tiene maneras de campeón cuando gira sobre su tabla

Moisés nació en Las Palmas de Gran Canaria el 09/08/2003, actualmente tiene 15 años, comenzó a surfear a los 7, con los instructores de la escuela University Surf School.

Entrena y surfea a diario en la playa de Las Canteras, en la zona denominada La Cicer siempre de la mano de su instructor Julian Cuello, uno de los mejores surfers de la isla con reconocimiento nacional e internacional.

Pero también entrena fuera del agua bajo la tutela de Iván Vázquez.

Actualmente participa en el circuito insular de surf, circuito canario, circuito nacional y europeo.

Ha sido campeón de Canarias año 2016, de la liga insular en el 2016 y 2017 y campeón de España Sub14.

 

 

David Acevedo, leyendas del surf canario

David Acevedo, leyendas del surf canario

DICIEMBRE, 2018

Fotos: José V. Glez / Fanfi Shop

Entrevista: MAGT

En Canarias existe una generación de surfers que han marcado historia y todavía siguen haciéndolo. Son los surfers de finales del siglo pasado que llenaban páginas de revistas y que ampliaban la cultura del surf con sus hazañas. David Acevedo era y es todavía uno de esos surfers. Nos acercamos al surfer pero también a la persona que hay detrás de esos giros que nos hacían soñar hace años.

¿Cuántos años llevas en esto de mirar el viento y las olas?

Si te digo la verdad no sé cuántos años llevo, en eso que dices tú de mirar el viento y las olas. Ni si quiera recuerdo como aprendí a nadar.

Siempre estuve en el mar desde pequeño. Mi padre se dió cuenta de esto porque siempre en verano estaba en la orilla del mar jugando con un “chicle”, como llamábamos a un bodyboard.

Conocía a Julián, que entonces era el socorrista de la playa del Socorro y nos presentó. Yo creo que tendría 8 o nueve años, y fue él el que me enseñó a conocer el mar y a surfear. Estaré siempre agradecido a Julián y a mi padre por presentármelo.

El surf de cantos, esa es su forma de ver el SURF

¿Qué ha cambiado todos estos años, desde que empezaste hasta ahora?

La mayor evolución del mundo del surfing ha sido la del mundo de las olas grandes. Cuando era niño veía en las revistas olas grandes como Pipeline y Waimea y comparas esas olas con lo que se está surfeando ahora. Jaws hace poco y Nazaré, las olas que están remando ahora para mí hace 20 años era impensable surfearlas. Y otra cosa que ha evolucionado mucho han sido las tablas de surf.

Yo creo que fue Slater el que ha ido modificando y arrastrando todos estos cambios. Ahora ves otro surfing por los cambios de las tablas que les ha ayudado a gente como Dane Reynolds, Gabriel Medidna o John John a hacer esas burradas de aéreos.

En Canarias lo que está marcando una gran evolución han sido y son las escuelas. La generación nuestra que yo creo que fue buenísima, con José María, Franito, Jonathan González, sobretodo Jonathan que deberíamos hacerle un monumento por todo lo que ha conseguido, Félix Ortega, Eduardo Acosta, el Pecas, había una generación muy fuerte que desgraciadamente se perdió.

No sé por qué, pero dejaron de aparecer nuevas generaciones de surfistas. Y las escuelas de surfing son las que están ayudando, que muchos se quejan, pero yo agradezco el trabajo que están realizando. Ahora hay una nueva generación, no sé si llegarán a nuestro nivel (ja, ja, ja, ja) pero me alegro de ver una nueva generación muy fuerte. Yael Peña, Diego Suárez, Moisés, Tim Elter, que lo ví hace poco surfear y me dejó alucinado y por supuesto a Juan David, mi hijo que es un maquinilla, Denis Jensen, Christian Portelli, la verdad es que creo que hay una cantera y creo que es todo este trabajo que hacen.

Toño en Martianez, Félix Trujillo en Las Américas, Carlos de Fitenia, hacen un trabajo increíble. Todo esto ha hecho que el surfing evolucione, es lo más importante que se ha hecho, también ahora es mucho más fácil llegar a la información. Antes nos caía un vídeo y lo veíamos 1000 veces, ahora lo tienes todo en internet.

En el 95 veíamos un vídeo del 88. Ahora la información la tienes al momento. La verdad es que estoy muy esperanzado con esta nueva generación, a ver si consiguen mucho más de lo que consiguió mi generación. La pena es que no contemos con un circuito canario. Se hacen cosas buenas como El Quemao Class, pero si que es una pena que no tengamos un circuito canario fuerte donde los “pibes” cojan experiencia y vayan con un buen nivel fuera de las islas.

La vieja escuela es y será siempre el punto donde deben fijarse las nuevas generaciones

¿Influyen los genes a la hora de ser buen surfer?

Bueno, yo con mi hijo creo que sí. Yo nunca le forcé ni le compré una tabla para coger olas, incluso le llevé a tenis y a baloncesto para que probará y eligiera lo que quisiera.

Para mí era importante que practicase algún deporte, daba igual cual. En casa todos surfeamos, Belén también surfea, no lo lleva a la máxima expresión como nosotros, que nos gusta las emociones fuertes. A ella le gusta más un mar suave, pero eso es lo increíble del surf, que no necesitas bajar Punta blanca agarrando canto para tener sensasiones. Con medio metro también se siente el mar y la ola.

Lo que te decía, mi hijo con 3 años íbamos a la playa y él con el chicle se pasaba horas, nunca le forcé, es más, la primera persona que lo llevó a Punta Blanca fue la madre. Al principio me salió buguero, pero en un viaje a Francia cuando vió a los pros en Lacanau fue un punto de inflección, fue ver a Filipe Toledo y Jesse Mendes haciendo aéreos y desde ese momento aparcó el bodyboard y dijo que quería hacer eso, lo que hacían los pros, caer aéreos brutales.

La pasada generación también sabía volar

¿Existe machismo en el surf?

Yo personalmente no me considero machista, ni un saltón, pienso que esta pregunta es para las mujeres, que son ellas las que saben si existe el machismo en el surf.

El mar no entiende de sexos. El que coge más olas es el que mejor en forma está, si estás en el agua con chicas pro, estas dominan, están en mejor forma. Si vas a picos donde hay más localismo, es verdad que son los hombres los que mayoritariamente acaparan el pico.

En el mundo profesional, la WSL ha equiparado los premios entre ambos sexo, cosa que me parece muy bien. Esto es indicador de que el surf femenino mueve y yo particularmente me siento muchas veces a ver mangas de chicas. Gilmore, Moore, es un lujo verlas surfear.

El nivel de Jonathan ha estado por encima del resto de nosotros y es la punta de lanza del surfing canario”

¿Quiénes han sido tus surfers favoritos, en quién te fijabas para que evolucionase tu surf?

La primera persona en quien me fijaba fue Julian, el socorrista de la playa del Socorro. Después en quien me fijaba mucho era en Jonas Heikila. Pero el primer surfer que me impresionó de verdad, a quien le vi algo diferente al resto fue al “Pecas”. Era un surf potente de raíl pero que también le gustaba volar. Y luego llegó Jonathan González que es un poco más joven que yo, pero tenía un don, y ha sido un referente para todos los canarios, quien diga lo contrario miente. El nivel de Jonathan ha estado por encima del resto de nosotros y es la punta de lanza del surfing canario.

A nivel internacional y profesional, a mí el surfing de canto es el que me atrae y el que me gusta. Taylor Knox, Rob Machado, Mick Fanning, Parkinson y sobretodo Kelly Slater que es el número uno sin lugar a dudas. Recuerdo que tenía un video de Taylor Knox que creo que lo ví 500.000 veces, el de “Black and White” de Slater otras tantas. Y yo pienso, en plan broma, que si todavía no sabes meter el canto no intentes volar. Me encanta el surfing moderno de los aéreos, pero si no sabes surfear con los cantos, debería estar prohibido hacer aéreos. Los brasileños han hecho mucho daño, te ves a todos estos pibes tratando de volar, volar y volar sin primero entender que es el surfing de canto, de no ir plano y de hacer un buen carving, un buen cut back, esto es fundamental.

¿Cuál es la mejor isla para surfear?

Las mejores olas están entre Lanzarote y Fuerteventura. Yo me quedo más con Lanzarote porque la parte noroeste, La Santa, El Quemao, cuando está bueno es de lo mejor.

Yo pienso que la mejor ola de Canarias es la Izquierda de La Santa. Es consistente, tubera, sale muchas veces al año. Si me preguntaran que ola quiero tener en frente de mi casa esa sería La Izquierda de La Santa.

La Izquierda de La Santa es la mejor ola de Canarias

¿Sueles usar las redes sociales? ¿Cuál usas más?

Yo las RRSS ni las uso ni me interesan, no es una cosa que me llame.

¿No te parece triste que los surfers que más valgan son los qué más seguidores tengan en sus redes que por su surf?

Esto no lo tengo controlado, pero supongo que los que tengan más seguidores son los mejores y no creo que ningún surfista desconocido… O que despierten interés.

Supongo que Kelly Slater o Gabriel Medina serán los que más seguidores tengan. Pero me parece bien que puedas vivir de tus seguidores por tu creatividad aunque no seas el mejor del mundo. Jamie O´brian es de los mejores que surfea Pipeline pero a mi me gustan sus vídeos y sus locuras.

Lo que si me da pena es el daño que han hecho las redes sociales a las revistas. Pero añoro coleccionar una revista, ese papel que perdura y no lo digital que lo consumes ahora pero se pierde enseguida.

El Surf de canto, el principo del buen surf

¿Crees que es necesario el localismo? Y en caso afirmativo ¿qué clase de localismo: el que no te deja ni entrar al pico o el que te deja pero no te dejan olas?

El localismo es normal que exista, al final nos sentimos de un pueblo, de un barrio, de una ciudad y lo mismo pasa con las olas, porque la gente de un lugar suele decir que esta es su playa. Otra cosa es que no respetes a la gente o no dejes que la gente coja olas. Mientras que la gente respete a los que están en el agua no hay ningún problema.

Cuando viajo a otros sitios si hay dos picos y uno está lleno y otro al lado con peores olas pero menos gente opto por el baño donde hay menos gente. Hay que ser inteligente. Al final donde hay mucha gente terminas cogiendo olas malas.

Disfrutando con Belén de un buen día de Surf

¿Cuántas quillas en tu tabla?

Yo siempre uso 3 quillas, pero también es divertido probar otras cosas.

¿Tubo o maniobra?

Esta pregunta es fácil y el que responda lo contrario es porque nunca se ha hecho un buen tubo. El Tubo es la maniobra reina.

¿Canarias o Hawaii?

A mí me gustaría, me hubiese gustado irme una temporada a vivir a Hawaii, el ambiente, hay muy buenas olas, además de las famosas conocidas. Pero seguro que estando un tiempo allí, siempre me tiraría Canarias, mi tierra, donde está mi familia y donde tengo todo.

El localismo es normal que exista, al final nos sentimos de un pueblo, de un barrio, de una ciudad y lo mismo pasa con las olas”

¿Kelly o Andy?

Para mí Kelly, es indiscutible, Slater es el mejor  surfista de la historia. Y quizás el surfing que hoy conocemos moderno se lo debemos a él, fue un surfer adelantado a su época, gracias a él el surf de hoy es como es.  Y lo ha ganado todo, en olas grandes y pequeñas. Y Andy fue el único surfista que en pleno apogeo de Kelly le pudo ganar. Y no sólo le ganó una vez, le ganó 3 veces y eso dice mucho. Aunque Kelly es Kelly.

Disfrutando en familia de un buen día de Surf

¿Zumo o cerveza?

El zumo por la mañana y los fines de semana una u dos cervezas.

Un equipo canario de todos los tiempos.

El primero que estaría ahí es Jonathan. Luego es complicado. El nivel es bastante similar. Metería al Pecas. Digamos  que voy a escoger surfers que sean polivalentes y que surfean olas duras como el Quemao y olas de playa como La Cicer. Luis Díaz, José María y Manuel Lezcano. Si tuviera que nombrar a uno para circuito de olas grandes este sería Alex Zirke.

Pero también te puedo hacer otro equipo con Franito, Julian Cuello, Matías Hernández y siempre con Jonathan González en cualquier equipo.

¿Crees que es el surf una buena terapia para el alma y qué puede incluso ser una cura para ciertas enfermedades?

Lo mejor para el alma es mantener una mente positiva y lo que te permite mantener una mente positiva es el deporte y el deporte que sea al aire libre es fundamental.

Para mí lo primero es el surfing, la sintonía que hay que tener con el mar, con la fuerza de una ola. Incluso ver una salida o una puesta de sol sentado en el pico sobre una tabla. Eso cura todas las heridas.